Sistema De Alumbrado Público Ahorra Energía

La inversión que los gobiernos hacen en energía es muy grande y normalmente el alumbrado público rebasa el 50% del gasto total de energía, así que ahorrar energía en alumbrado público no sólo supone un ahorro energético si no también un gran ahorro económico.

Hoy en día el ahorro energético es de gran importancia para la mayoría de las personas incluyendo el gobierno, ya que hasta hace algunos años no existía tecnología alguna para ahorrar energía en alumbrado público, si no hasta la llegada de las lámparas LED, pero en la actualidad ya existen otros sistemas de alumbrado público que pueden llegar a superar hasta el 75% menos de consumo de energía.

Se trata de un sistema de “alumbrado inteligente” que permiten resolver el problema y así ahorrar mucha energía, esta tecnología hace que el alumbrado público optimice y regule la luz en función de la proximidad de las personas. Cuando la calle o parque están vacíos, la intensidad de luz se reduce hasta un mínimo prefijado.

Una de las principales razones del alumbrado público es la seguridad de las personas y casas que están alrededor de éste; sin embargo, el sistema de alumbrado inteligente funciona a base de sensores que al detectar movimiento de un peatón, ciclista, automóvil, etc. intensifica la luz de una forma anticipada y gradualmente, de esta manera es imperceptible a las personas y funciona como un sistema de alumbrado al que se está acostumbrado.

Ya hay ciudades en Europa con este tipo de alumbrado público donde las ventajas más importantes son la eficiencia energética y el ahorro de energía.

Considerando que la inversión, es baja pues la instalación puede hacerse sobre la infraestructura y cableado ya existente, se espera que muchas ciudades comiencen a adoptar este sistema de alumbrado público próximamente.