Singapur comienza a construir una de las mayores plantas solares flotantes del mundo

La Agencia Nacional del Agua PUB y Sembcorp Floating Solar Singapore, una subsidiaria de propiedad absoluta de Sembcorp Industries (Sembcorp), anunciaron el comienzo de la construcción del sistema solar fotovoltaico flotante de 60MW en el embalse de Tengeh.

Esto marca un hito importante en la construcción de uno de los sistemas solares fotovoltaicos flotantes interiores más grandes del mundo, que no sólo ayudará a reducir la dependencia de los combustibles fósiles y, por lo tanto, las emisiones de carbono, sino que también crea una resistencia climática nacional para un futuro más sostenible.

La energía solar es la fuente de energía renovable más viable de Singapur, pero el despliegue a gran escala de paneles solares es un desafío debido a su denso paisaje urbano y a lo limitado de sus tierras. Más allá de los tejados y los espacios verticales, la gran extensión de masas de agua y embalses del PUB puede ahora servir al doble propósito de captación de agua y generación de electricidad. Esto se debe a los resultados positivos de las pruebas y a los extensos estudios ambientales que muestran que los paneles solares flotantes tienen un impacto mínimo en la calidad del agua y la biodiversidad del embalse.

Este sistema solar fotovoltaico flotante en gran escala en el embalse de Tengeh -el primero de este tipo en la región- permitirá a Singapur ser uno de los pocos países del mundo en integrar la tecnología verde con el tratamiento del agua. Cuando el proyecto comience a funcionar plenamente el año próximo, la cantidad de energía limpia que se genere será suficiente para alimentar las plantas locales de tratamiento de agua de PUB, compensando el 7% de las necesidades energéticas anuales de PUB.

El diseño innovador con materiales sostenibles y el uso de tecnologías inteligentes para mejorar las operaciones

El proyecto también incorporará nuevas innovaciones en el diseño y la construcción de la energía solar fotovoltaica flotante. Cada componente del sistema fue cuidadosamente diseñado y seleccionado en función de las condiciones climáticas de Singapur, a fin de maximizar la generación de energía, minimizar el impacto en el medio ambiente y en la calidad del agua, y ser lo suficientemente duradero como para cumplir con una vida útil de 25 años. Entre ellos se incluyen módulos fotovoltaicos de doble vidrio en lugar de la variante de un solo vidrio que se utiliza comúnmente para las instalaciones en los tejados, para mejorar la durabilidad en un entorno húmedo y mojado. Los módulos fotovoltaicos están respaldados por flotadores de polietileno de alta densidad (HDPE) de calidad alimentaria certificada, que son resistentes a los rayos ultravioleta para evitar la degradación por la intensa exposición a la luz solar.

Este año MIREC WEEK será digital

La energía solar fotovoltaica se posiciona como la tecnología más popular